Granada por una Nueva Cultura del Territorio

Plan Especial de la Vega: Hecho para la bici, no para el tractor

El POTAUG, jefe del Plan, fue la puerta de entrada del ladrillo

Sábado 30 de abril de 2016 por Veguita de Graná

La agricultura no pinta nada en el Plan Especial. Las necesidades de la Vega son ignoradas. ¿Y la protección? Con el POTAUG, puerta de entrada al ladrillo, como jefe jerárquico, poco se puede esperar. ¿Y qué necesitaría la Vega? Atender las demandas históricas; dinamización y protección.

En un artículo anterior decía que el Plan Especial de la Vega no responde a las reivindicaciones de agricultores, comunidades de regantes ni movimiento en defensa de la Vega porque ni dinamizaba ni protegía el espacio agrario. El Plan, como exponía, nació con la pretensión de legalizar el parque metropolitano que querían construir en la Vega Sur con motivo del milenio de Granada. Por ello, la figura jurídica que se cogía era la del “Programa Regional de Espacio Públicos de Andalucía, la misma que sirvió para el Parque del Alamillo.

JPG - 169.7 KB
La Vega se merece mucho más

Paco Cáceres. veguitadegrana@gmail.com

¿Qué hacemos? ¿Arreglamos los goterones del tejado o le ponemos el embellecedor a la escalera…? ¡El embellecedor! Luce más y tiene menos laberintos.

¿Habla de agricultura el Plan?

Habla. En las Bases del Plan, en el apartado “EL CAMBIO DE MODELO AGRARIO COMO TELÓN DE FONDO DEL PROCESO”, se dice que se favorecerá una agricultura sostenible y “la diversificación de cultivos y apuesta por las variedades locales y la producción de calidad”. También habla del “protagonismo significativo” que deben tener los productos frescos de la Vega en la alimentación de la Granada metropolitana Muy bien. De acuerdo. ¿Pero qué competencias tiene sobre agricultura el Plan? Ninguna. Nos lo reconoció uno de los redactores del Plan.

¿Y qué dice la competente, la Consejería de Agricultura? Leo varios documentos y entrevistas a la Consejera. Las palabras mágicas de su política son “Innovación, empresas más grandes y exportación”. Y cuando le preguntan por la agricultura ecológica se le nota incómoda. Lógico, no olvidemos que la Junta cerró los planes andaluces (promovidos por Los Verdes, entonces en el Gobierno andaluz) para potenciar la agricultura y ganadería ecológicas (CIFAED en la Vega de Granada). También cerró recientemente el Plan TRANSFORMA para la agricultura ecológica un año antes de tiempo. Hay más, técnicos agrícolas nos alertaron hace poco de que la Consejera no quiere “localismos” en su Consejería (en referencia a la Vega), sino política general. En resumidas cuentas; el Plan, sin competencias, habla de un modelo de agricultura. La Consejería de Agricultura, con todas las competencias, habla de un modelo muy diferente. Lo que dice el Plan es un deseo sin traducción política.

JPG - 300.4 KB
La movilidad agrícola es un problema. El camino junto a la acequia Gorda lo convirtieron en carretera. El coche es el dueño, el tractor estorba

Tres párrafos de la movilidad agrícola y un vago deseo

Seguimos con lo agrario. Decía en el titular que el Plan está hecho para la bici, no para el tractor. Lo argumento. Las propuestas para la movilidad agrícola, un grave problema para los agricultores, las despacha el Plan en menos de una página; 18 líneas para ser exactos. Sin embargo, las propuestas para la movilidad ciclista necesitan 6 páginas y 156 líneas. Eso sin contar la descripción de la red de itinerarios y otros aspectos del uso público muy ligados a la bici. El Plan habla de la movilidad agrícola, pero reducida solo a la red de caminos rurales. ¿Por qué? Porque lo único que le interesa de esa movilidad es la que se relaciona con el uso público (carriles bici) de esos caminos. De ahí que la única propuesta que aporta no puede ser más vaga; “es necesario un estudio profundo… para una adecuada ordenación” de los caminos. Vago deseo, porque no dice ni quién lo hará ni cuándo se hará. Nada. Sencillamente, al Plan no le importa nada (no es su cometido) la movilidad agrícola aunque ésta sea un gran problema para los agricultores.

Permitidme un párrafo para hablar de esta problemática. Muchos caminos agrícolas se han convertido en carreteras y a partir de ahí la maquinaria agrícola sobra. Un tractor lento es el enemigo del coche rápido. Y en la carretera manda éste. Por otra parte, muchos caminos son atravesados por carreteras con mucho tráfico y eso dificulta mucho el paso. Me contaban agricultores que “a veces para cruzar una carretera muy transitada tenemos que ir dos tractores. Uno de nosotros para el tráfico para que cruce un tractor y después se hace lo mismo con el otro”. Para acceder a sus fincas, muchos suelen tener más de una, tienen que salir a veces a altas horas de la madrugada cuando no hay tráfico, sobre todo si no tienen más remedio que transitar por una autovía ( a veces no hay alternativas). Pues bien, el Plan despacha alegremente este problema en tres pequeños párrafos que concluyen con un “es necesario un estudio profundo”.

Del agua no hay nada que hablar

Otro gran problema en la Vega es el tema del agua. Hay vertidos a ríos y acequias que no se depuran. Para cambiar a una agricultura ecológica se necesita un agua de más calidad. Hay otras problemáticas que conocen muy bien las comunidades de regantes. Pero el Plan (sigue sin ser su cometido) no aporta propuestas ni soluciones a este problema.

JPG - 264.5 KB
El Plan no resuelve el problema de los vertidos a las acequias. Los problemas de la Vega no existen en el Plan

Se puede concluir pues que ni la movilidad agrícola, ni el tema del agua, ni la dinamización de la Vega tienen cabida en el Plan. Su objeto es sólo el uso público.

La dinamización no, pero ¿Y la protección? Bajo las órdenes del POTAUG poco se puede hacer

El Plan nace con un gran complejo; es jerárquicamente inferior al POTAUG. Y el “cabo” sabe que nunca podrá contravenir las órdenes del “capitán”. ¡Se nota! No hay ni una sola crítica de aquel a éste. Es bueno, y necesario, recordar quién es ese “jefe”. El POTAUG, bajo sus ropajes de protección de la Vega, permitió convertir cientos de miles de metros cuadrados en suelos urbanos, construir decenas de miles de viviendas, doce carreteras para hacer el paraíso del vehículo privado y una decena de campos de golf. En resumidas cuentas, el POTAUG ha sido la puerta abierta a la especulación urbanística y la destrucción de la vega. Y ahora, que la crisis, que no el sentido común, paró aquellos desmanes, ha seguido permitiendo los microatentados que minan la Vega; como el del circuito de mini coches junto a la desembocadura del río Dílar en el Genil con sus insoportables ruidos. Por cierto, el Plan dice que el Punto de Encuentro 9. Genil- Dílar, se localiza en la confluencia de los ríos Genil y Dílar, y próximo al río Beiro de especial interés en la Vega central… ¡Pues exactamente ahí va el circuito de minicoches…! Comprenderéis que de este palo (POTAUG), dude uno de cómo será la astilla (Plan). ¿Protección con el historial del jefe?

JPG - 220.6 KB
Desembocadura del Dílar en el Genil. Punto de Encuentro del Plan
JPG - 260.6 KB
Sin embargo en la desembocaddura se anuncia esto Un circuito de mini coches muy ruidoso

Recomiendo que leáis el documento sobre el Plan elaborado por José Castillo. Es la argumentación sólida de un especialista, profundo investigador, conocedor y defensor de la Vega. En esto de la protección, es muy clarificador. http://www.otragranada.org/spip.php?article792

El Plan da por buenas todas las carreteras del POTAUG

Mención aparte merece el sistema viario. El Plan da por buenas todas las infraestructuras viarias del POTAUG, aunque dieciséis años después el diseño de movilidad metropolitana haya quedado obsoleto y las políticas que se demandan sean otras. El Plan lo único que hace es “esconder” esas infraestructuras a base de intentar minimizar sus impactos mediante, entre otras, pantallas vegetales. Son 12 carreteras que cuartearán, ya lo hacen, la Vega. El Plan le da el visto bueno.

JPG - 202 KB
El Plan no denuncia esto. Lo acepta. 2ª circunvalación
JPG - 245.8 KB
El POTAUG permitió esto. El Plan mudo

Con verbos que indican deseo pocas cosas se pueden cambiar

El lenguaje del Plan me llamó la atención. La mayoría de verbos que se utilizan son desiderativos; sólo expresan deseos “evitar”, “procurar”, “propiciar…” Esos verbos no obligan a su cumplimiento (como en el POTAUG las directrices y norma). Son consejos sin obligación legal alguna. En ninguna parte aparece: “¡Se prohíbe!”.

El Plan no aborda los efectos que puede provocar

El Plan no aborda en ningún momento los efectos que el uso público puede provocar sobre la seguridad en las fincas; robos, vallados, conflictos… Se pretende que vaya mucha gente a la vega, pero, desgraciadamente, no toda va con buenas intenciones. No olvidemos que los robos es el principal problema al que se enfrentan los agricultores de la Vega de Granada.

Un documento incompleto

Por último; ¿por qué la Junta proporcionó a las asociaciones el Plan incompleto? ¿Se puede hacer un análisis serio del Plan si no se nos facilita el Plan de Actuaciones al que se nos remite continuamente? ¿Dónde está el Informe Económico para saber el dinero que hay? Opinamos sobre una parte del Plan, muy importante, la desconocemos.

JPG - 420.1 KB
Un Plan de Dinamización. Que cree riqueza y puestos de trabajo

Consideraciones finales

¿Quiere decir lo expuesto que estoy en contra de que haya espacios para el disfrute ciudadano? No, ni mucho menos, lo que afirmo es que en un espacio agrario las medidas más urgentes a tomar son las relacionadas con la agricultura. ¿Y cuáles serían las medidas que habría que tomar con urgencia?

-  Lo primero, poner en marcha un Plan de dinamización integral, con un órgano de gestión, que tenga como meta la dignificación de la vega y de las personas que la trabajan, el cambio hacia otros modelos, fundamentalmente el agroecológico (productos frescos, cercanos, cooperativismo, desarrollo endógeno), solucionar el relevo generacional, posibilitar la formación y el acceso a tierras a personas desempleadas…

-  Una protección de verdad. Partiendo de los documentos aportados por el movimiento en defensa de la Vega, posibilitar consensos con los agricultores para vencer las resistencias y miedos de éstos. La protección ha de verse como una oportunidad de blindar lo agrario, en todas sus facetas, ante las amenazas de los enemigos de la vega. Como solemos decir, no podemos dilapidar el préstamo que nos hacen nuestros nietos.

-  Y junto a todo esto, prioritario, cabrían las propuestas de itinerarios, puntos de encuentro y parque que se hacen en el Plan.

Finalizo; reitero; este Plan Especial de la Vega, no se corresponde con las necesidades de la Vega. Además, un movimiento en defensa de la Vega ten fuerte como variado, con tantos años de lucha, bien merecían un Plan más atrevido.

Otros artículos sobre el Plan Especial publicados en otragranada.org

- El Plan de la Vega no responde a las reivindicaciones de agricultores, comunidades de regantes ni movimiento en defensa de la Vega http://www.otragranada.org/spip.php?article813

- Valoración del Plan Especial de la Vega. José Castillo. http://www.otragranada.org/spip.php?article792

- El Plan Especial de la Vega. En resumen -1- http://www.otragranada.org/spip.php?article787

- Las propuestas del Plan de la Vega en protección, movilidad y uso público. Las propuestas del Plan de la Vega en protección, movilidad y uso público

- Medidas de regeneración paisajística y ambiental que propone el Plan de la Vega. http://www.otragranada.org/spip.php?article790


Portada del sitio | Contacto | Mapa del sitio | Espacio privado | Estadísticas de visitas | visitas: 2299797

Seguir la vida del sitio es  Seguir la vida del sitio Temáticas  Seguir la vida del sitio La Vega de Granada   ?

Sitio desarrollado con SPIP 1.9.2p + ALTERNATIVES

Creative Commons License